Carácter a la antigua

Nuestra meta en la tierra es crecer a la semejanza de Cristo, quien se dio a sí mismo por los demás. He aquí seis maneras para seguir creciendo como persona:

1. Céntrese en el desarrollo personal.

No en la realización personal sino que la diferencia está en el motivo. La realización personal significa hacer lo que más me gusta y que recibiré la mayor cantidad de puntos posibles por hacerlo. El desarrollo personal significa hacer algo con los talentos que tengo y para lo que estoy capacitado de manera única, y convertirlo en mi responsabilidad. La realización personal piensa en cómo algo me sirve a mí. El desarrollo personal piensa en cómo algo me ayuda a servir a otros.

2. Crezca a través de relaciones.

No siempre es cómodo, pero sí tiene beneficios en relacionarse con personas más grandes que usted. Es necesario programar relaciones que lo mantendrán en crecimiento.

3. Cambiar de actitud.

Actitud de deleite, muchas personas enfocan el desarrollo personal como algo que deberían hacer, les guste o no. El secreto para crecer siempre es dejar de ver el desarrollo personal como una carga, y comenzar a verlo como un gozo: el de cumplir con la responsabilidad, el del camino que vale la pena seguir para alcanzar un logro.

Entradas Relacionadas