Siguiendo a Jesús.

Jesús dijo que sus ovejas hacen 2 cosas: lo oyen y lo siguen. Dios guía a aquel que es salvo. Es un gran privilegio poder oír la voz de Dios a través de la Biblia y del Espíritu Santo, pero eso no basta necesitamos obedecer.

Ser discípulo significa ser seguidor de Jesús, así como una oveja sigue a su pastor. ¡Y cuando seguimos a Jesús nuestra vida es transformada!

  • Dedica tu vida a Jesús y reconócelo como tu salvador.
  • Lee la Biblia para oír la voz de Dios.
  • Aparta tiempo para orar.
  • Pide la orientación de Dios en tu vida.
  • Obedece los mandamientos de Dios.

Mis ovejas oyen mi voz; yo las conozco y ellas me siguen.

Juan 10:27

Entradas Relacionadas